La hija de una fallecida por COVID recibe por error las cenizas de un hombre (Faro de Vigo)

En vez del cadáver de la mujer se entregó el del hombre por una cadena de errores de un trabajador del Instituto, de la empresa funeraria, así como del médico forense y del auxiliar
EFE
Madrid | 21·08·21 | 10:26 | Actualizado a las 10:56

La hija de una mujer fallecida por coronavirus emprenderá acciones legales después de recibir por error las cenizas de un hombre que murió también por la COVID-19 y cuyo cadáver procedía igualmente del Instituto de Medicina Legal de Madrid.

Ha sido «todo muy fuerte, muy triste y muy lamentable», ha declarado a Efe Gema Nañez, la hija de la mujer fallecida, que pedirá indemnización por daños morales.

«A la fecha en la que estamos, todavía no he podido darle sepultura a mi madre. Estoy tan desolada que apenas puedo hablar. Estoy muy angustiada», lamenta.

El Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses de Madrid informó el jueves 19 de agosto a la familia de M.S.B., una mujer de 65 años, de que las cenizas que habían recibido no eran suyas sino de J.S.M., un hombre de 75 años incinerado en su lugar por error.

Los cadáveres de ambos, en estado de descomposición y fallecidos por COVID-19, ingresaron el cuatro de agosto en el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses para la práctica de las correspondientes autopsias, en los dos casos a instancias del Juzgado de Instrucción número 24 de Madrid, según han confirmado a Efe fuentes del Instituto y de la Comunidad de Madrid.

El cinco de agosto, el Juzgado de Instrucción número 30 de Madrid, en funciones de guardia, envió un oficio al Instituto para poner el cadáver de la mujer a disposición de la familia para que fuera incinerado en Alcobendas.

Pero un día después, el 6 de agosto, en vez del cadáver de la mujer se entregó el del hombre por una cadena de errores de un trabajador del Instituto, de la empresa funeraria, así como del médico forense y del auxiliar (pertenecientes a la empresa Thanatec) que le practicaron una técnica tanatológica de conservación temporal.

Los empleados de la funeraria no se percataron del error ni en el momento de recibir el cuerpo ni cuando procedieron a su incineración.

El tanatorio Parcesa de Alcobendas ha confirmado a Efe que el 6 de agosto fue incinerado el cuerpo de una mujer, M.S.B., aunque en realidad se trataba de los restos mortales de un hombre, J.S.M.

El Instituto de Medicina Legal le comunicó a la familia de la mujer el pasado jueves 19 de agosto que le habían entregado el cadáver de otra persona.

Los familiares pensaban que tenían las cenizas de M.S.B., pero el cadáver incinerado el 6 de agosto en el tanatorio Parcesa de Alcobendas fue el del hombre, mientras que el de la mujer permanece en una cámara frigorífica del Instituto de Medicina Legal.

Un error humano
El Gobierno de la Comunidad de Madrid no se ha pronunciado sobre este asunto, que está judicializado. El propio Instituto de Medicina Legal -han indicado a Efe fuentes de esta institución dependiente de la Comunidad de Madrid- ha puesto el caso en conocimiento de la justicia con el objetivo de determinar las posibles responsabilidades en la cadena de custodia, conservación y entrega de los restos de la fallecida, que pueden ser del personal del Instituto o de la empresa funeraria.

El Instituto de Medicina Legal detectó el «presunto error» gracias a sus sistemas internos de control e inmediatamente se activó el protocolo de actuación para subsanarlo.

Además, ha puesto a disposición de la familia todos los recursos para atender y subsanar el daño moral que este incidente haya podido causarles, tras informarles de la equivocación el jueves.

La pareja de Gema, Hilario Vicente, ha explicado a Efe que el jueves recibieron la llamada del Instituto de Medicina Legal para informarles de que el cadáver de su suegra estaba en el centro y fue «como un jarro de agua fría».

A continuación, la Policía Judicial se llevó las cenizas que correspondían al hombre, que al parecer no tiene familia porque nadie ha reclamado el cadáver.

«Los ciudadanos de la Comunidad de Madrid pueden tener confianza plena en el sistema forense de la región, que cuenta con grandes profesionales y unos medios materiales de vanguardia», han señalado a Efe fuentes de la institución.

«Aunque se pueda producir un error humano, el sistema siempre lo detecta por lo que no se derivan consecuencias definitivas del mismo», han subrayado las mismas fuentes. En el Instituto de Medicina Legal de Madrid se practican unas 3.000 autopsias cada año.


Inician los trámites para abrir un tanatorio cerca del Hospital de Mérida (El Periódico Extremadura)

Se han proyectado tres salas con espacios de descanso para familiares, capilla, cafetería y un parking. El proyecto, que no incluye horno crematorio, está en fase de exposición pública en la Delegación de Urbanismo
Rocío Entonado Arias
Mérida | 23·08·21 | 23:59 | Actualizado a las 08:54

Mérida aumenta sus servicios. La empresa Iniciativas Alcaesar va a construir un nuevo tanatorio con tres salas en la calle Juan de Dios Román Seco, junto al campo de fútbol de Nueva Ciudad y cerca del Hospital de Mérida. El edificio ocupará más de 2.700 metros cuadrados distribuidos en varias plantas y contará con espacios de descanso para familiares, cafetería, cocina, capilla, y un aparcamiento en el sótano.

El Diario Oficial de Extremadura (DOE) publicó ayer un edicto del Ayuntamiento de Mérida para informar públicamente de la tramitación de este expediente, que se puede consultar en las dependencias de la Delegación de Urbanismo (calle Concordia, 9) para formular alegaciones de acuerdo a la orden que regula los procedimientos de autorización en Policía Sanitaria Mortuoria.

El que sería el segundo tanatorio de Mérida está promovido por una empresa que lleva en el sector desde el año 1997, aunque procede de la escisión de otra funeraria fundada en la década de 1960.

Según explica en su web, Alcaesar es «la primera empresa de servicios funerarios en la comunidad extremeña, tanto en facturación como en medios materiales, humanos, instalaciones y servicios». Su plantilla está conformada por un centenar de personas y más de 35 vehículos, 41 tanatorios y dos crematorios.

El proyecto presentado para la ciudad de Mérida no dispone de horno crematorio. Como se recordará, ya en el año 2011 se intentó la puesta en servicio de un tanatorio con crematorio en Reina Sofía, un proyecto que contó con gran oposición vecinal y que finalmente no se llevó a cabo.


Así será el nuevo aspecto del crematorio hindú (El Faro de Ceuta)

El estado que presenta el crematorio ha llevado a la Comunidad Hindú a presentar un proyecto para hacer su uso extensivo a todas las confesiones l En la recuperación del espacio en su entorno, la naturaleza y el color son fundamentales
por Paloma Abad
24/08/2021

El estado que presenta el crematorio hindú desde la renuncia a su uso por parte de la Comunidad Hindú de Ceuta ante la falta de utilización ha degenerado en el ruinoso estado actual del edificio y sus instalaciones, estado que ahora se pretende revertir con una rehabilitación, ya propuesta a la Ciudad Autónoma, para hacer su uso extensivo a todas las creencias, incluso a aquellas que no profesan ninguna religión.
La reforma de este espacio tan singular está proyectada por la arquitecta Mayte González Sánchez-Herederos que será, además, la encargada de la dirección y ejecución de las obras de remodelación. González destaca en su concepción la integración de una zona ajardinada y la creación de espacios multiusos.

Para González, la historia del edificio ha sido “bastante desafortunada, en la que ha tenido que ver mucho el cambio en el rito de la cremación, que ha devenido en su progresivo abandono, hasta su actual estadio de degradación”, afirma.

Las posteriores ocupaciones a las que dieron paso los asentamientos de inmigrantes han terminado de deteriorar los espacios y las instalaciones hasta el punto que refleja lo mostrado en la edición de ayer de El Faro de Ceuta.

Salas acristaladas con iconografía serigrafiada, vegetación integrada y utilización de estucos y solería de mármol conforman el interior de este espacio, renovado en su concepción y también en su estética.
González también destaca la situación del entorno en el que se encuentra el crematorio hindú, “un entorno no cuidado, con algunos detalles de urbanización degradados en el entorno de Santa Catalina que nos gustaría poder cambiar”, afirma.

Desde la Comunidad Hindú, han informado de las reuniones mantenidas con la Ciudad para plantear este anteproyecto, poder sacarlo adelante y recuperar un espacio para todos los ciudadanos que opten por este procedimiento, pues se contará con un crematorio industrial. Para Ramesh Chandiramani,presidente de la Comunidad Hindú, esta sería la mejor opción para sacar el espacio del abandono que sufre por los continuos asentamientos de inmigrantes que buscan refugio entre sus paredes, unas ocupaciones contra las que ha sido infructuoso luchar tanto por parte de las autoridades como por la propia comunidad.

El importe de esta actuación, que está en estudio a falta de su aprobación y licitación, está valorada en unos 400.000 euros.

La propuesta contempla la instalación de una crematorio industrial que pueda ser usado por todas la confesiones
El abandono del rito tradicional de la cremación que se contempla ahora en este nuevo proyecto será sustituida por un crematorio industrial, que además incorporará unas salas adicionales para varios usos.

Este nuevo crematorio contará, como es protocolario y de acuerdo a la normativa, con los certificados ambientales protocolarios para la obtención de la licencia de esta actividad.

En el anteproyecto presentado por González Sánchez-Herederos se salvaguardarán los principales elementos constructivos que dan identidad a la arquitectura, como son la cúpula y el templete, y se incorporarán otros nuevos, como unas salas complementarias, aseos adaptados a la normativa, salas de vidrio para reuniones de familiares y amigos, un nuevo jardín exterior, al que el proyecto dota de una gran importancia, además de un nuevo espacio para la recepción; todos elementos enfocados a un sentimiento de recogimiento, reflexión y meditación, objetivo en torno al que giran los materiales utilizados, los colores empleados y el diseño de ese jardín interior al que tanta importancia se ha dotado en la redacción del anteproyecto.

La importancia, el simbolismo y la magia del color para la Comunidad Hindú queda reflejada en el interior y el exterior del edificio.
Piedras naturales de alta calidad, teselas de latón, mármol y estanques de agua se enfocan desde el punto de vista del paisaje, la observación de las instalaciones del crematorio y las cubiertas. Todo con el objetivo de que “la armonía de la piedra natural, la combinación de vegetación tapizante, el reflejo de la arquitectura en el estanque, el sonido del agua, el alabastro en la iluminación, inviten al paseo y disfrute de las nuevas instalaciones, como si de un edén se tratara, en armonía entre el dolor y el recuerdo de nuestros seres queridos que han marchado, con modernidad y limpieza en las salas para que todo resulte armoniosos y ordenado. En resumen, se trata de un conjunto equilibrado para hacernos sentir bien en esos momentos tan difíciles”, destaca González.

La problemática de un espacio con solución
El estado de estas instalaciones, ya sin uso, es de tal degradación que no pueden ser mantenidas por más tiempo. La Comunidad Hindú ha abordado este tema en anteriores ocasiones con la Ciudad, buscando la manera de que puedan servir de centro alternativo al lugar en el que se ubican el horno crematorio. Ese el anteproyecto que tienen sobre la mesa, a la espera de su aprobación final.

La Comunidad Hindú es consciente de esta situación y en varias ocasiones ha dado traslado de esta problemática al Gobierno local, proponiendo esta alternativa de servir de crematorio para todas las religiones que contemplan este acto, sustituyendo el espacio actual ubicado al lado de la sala de autopsias y harto criticado por la ciudadanía.

Se dejó de utilizar hace años como tal y su falta de uso dio pie al ataque de los incívicos que comenzaron forzando la puerta para colarse dentro de las instalaciones, terminando por causar en su interior daños gratuitos o robar desde las puertas hasta elementos de todo tipo. Después ha sido transformado en asentamiento y su aspecto indigno puede ser apreciado por cualquier persona que frecuente la zona. Con este nuevo proyecto se pretende revertir esta situación y dar por concluida esta mala utilización de un espacio tan necesario tal y como está planteado por González, que se ha mostrado ilusionada en poder sacarlo adelante, al igual que la propia Comunidad Hindú.

La puesta en valor de un edificio emblemático
El edificio tiene una superficie construida de algo más de 400 metros cuadrados que contiene cubiertas y pilares para celebrar actos religiosos y un templete central abierto para crematorio tradicional. Estos son sus principales espacios.

Actualmente presenta algunas patologías en su estructura, cubiertas, cerramientos, tabiquerías interiores, cerrajerías y revestimientos de paredes y techos que precisan acciones de recuperación y tratamiento constructivo, al que debemos añadir la puesta en valor de los materiales introducidos para conformar la propuesta del proyecto presentado.

Las instalaciones eléctricas y de fontanería, dado su estado actual, necesitan ser sustituidas en su totalidad. Desde el anteproyecto, la arquitecto insiste en la instalación de sistema de video vigilancia que evite el instruíamos y la ocupación del edificio, hechos que se pretenden evitar para que no se repitan situaciones como las que han causado con anterioridad el grave deterioro que hoy presenta el edificio.

 


Grupo Albia, referente en innovación y digitalización en el sector funerario (Revista Funeraria)

25 agosto, 2021

Grupo Albia, referente en innovación y digitalización en el sector funerario, ha abierto recientemente sus perfiles sociales en Twitter (GrupoAlbia), Instagram (grupo.albia) y Facebook (Albia Servicios Funerarios), con el objetivo de mantener un contacto cercano y bidireccional con las familias y concienciar sobre la labor del sector funerario.
De este modo, la compañía quiere acercar el importante papel que desarrollan los servicios funerarios en la sociedad. Con este avance, que aumenta la presencia de Albia en el ecosistema digital, se darán a conocer las iniciativas más destacadas vinculadas con el acompañamiento emocional, las novedades en sus instalaciones, los avances en los servicios y su compromiso social y medioambiental, así como otros proyectos dirigidos a dar voz a los profesionales funerarios o visibilizar la riqueza de la cultura funeraria.

“En Albia siempre hemos estado muy comprometidos con la innovación y la digitalización del sector funerario, aplicando tecnología pionera en nuestros centros y servicios. Por ello, nos enorgullece anunciar la apertura de nuestros canales corporativos en redes sociales, que nos permitirán dar a conocer la labor funeraria que realizamos”, ha afirmado Carlos Gallego, Director de Desarrollo y Grandes Cuentas, Marketing, Comunicación e Innovación.

Tecnología inmersiva
Entre otros proyectos, dentro de la apuesta de Albia por la innovación y la digitalización, destaca la reciente creación de un nuevo servicio, en el Tanatorio-Crematorio de A Coruña, que aplica tecnología inmersiva para despedir a un ser querido. La iniciativa consiste en adaptar las salas de despedida e introducir las arcas en espacios inmersivos en los que se realizan proyecciones de alta definición con distintas temáticas -mar, bosque, universo y montaña-, creando así una atmósfera acogedora y familiar.


La Coordinadora Ecoloxista presenta aleaciones a la ampliación del tanatorio (20 Minutos)

20M EPNOTICIA 25.08.2021 – 09:37H

La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies ha presentado alegaciones con motivo del trámite de la información pública de las consultas públicas de la ampliación del tanatorio de Oviedo en la zona de Los Arenales.

Según ha indicado la entidad a través de nota de prensa, la ampliación par un nuevo crematorio supondría «aumentar las actuales fuentes de contaminación» sin buscar el emplazamiento «ambientalmente más adecuado». Así, han afirmado que «va a ver viviendas a menos de 100 de las nuevas chimeneas, es una zona con mucha vivienda unifamiliar que se van a ver afectadas por esta proximidad».
«Para nada valora el impacto de las emisiones para las viviendas de la zona donde además de su crematorio hay el de otras empresas, estas instalaciones son altamente contaminantes como se viene comprobando por toda la geografía asturiana», han señalado.

En ese sentido, han señalado que es necesario que se ubique la actividad del crematorio en otra localización «donde no concurran las circunstancias anteriores de proximidad a población», además de una evaluación ambiental «donde se tenga en cuenta la acumulación de riesgo y la dispersión de los contaminantes generados en las cremaciones».


Adiós Cultural convoca la vigésima segunda edición del Concurso de Tanatocuentos (Adiós Cultural)

La revista Adiós Cultural, editada por Funespaña, ha convocado el XXII Concurso de Tanatocuentos al que “podrán presentar trabajos todos los ciudadanos nacionales españoles, comunitarios o extracomunitarios de habla hispana que tengan dieciochoaños (18) o más, debiendo presentar obras originales e inéditas que no hayan sido premiadas ni publicadas con anterioridad”.
Habrá un solo premio de 1.500 euros y la fecha límite para presentar trabajos es el 31 de diciembre de 2021.


Las empresas funerarias apuestan por la tecnología y ya incluyen códigos QR en los nichos (La Vanguardia)

El objetivo de estos códigos es rendir homenaje al difunto pudiendo ‘acceder’ a los recuerdos de su vida
Microsoft acaba de eliminar millones de cuentas inactivas de hotmail

JUDITH DEL RIO

31/08/2021 09:51 Actualizado a 31/08/2021 10:29

Solo en 2020 fallecieron 492.930 personas en España, un 17,7% más que el año anterior, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). En consecuencia, todas aquellas empresas relacionadas con el sector funerario están viendo cómo sus beneficios se multiplican cada año que pasa.

LUIS FEDERICO FLORIO
Sin embargo, existen problemas dentro del propio sector, con un incremento en la competencia por los espacios en los cementerios y el consecuente aumento de precios en cremaciones y otros servicios. Con un mercado tan lucrativo, no sorprende que empresas de otros sectores hayan puesto el punto de mira en la industria funeraria. Por ejemplo, el sector de la tecnología, que ha encontrado todo un filón; con mil posibilidades donde poder incorporar y vender sus productos y servicios; desde incorporar testamentos grabados en vídeo por el propio difunto, pagos con criptomonedas por los servicios recibidos e incluso empresas que envían los restos del fallecido al espacio por un módico precio; cada vez existen más productos y ofertas disponibles a gusto del consumidor en su viaje a otra vida.

Ha sido precisamente el auge del número de cremaciones lo que ha obligado a algunas parroquias a incorporar nuevas técnicas e innovaciones en sus funerales. La primera, un nuevo diseño de sus columbarios, los monumentos funerarios con los nichos donde se contienen las urnas. Los nichos vienen ahora apilables tanto en sentido vertical como horizontal. Como novedad, los familiares serán ‘dueños’ del columbario por el periodo que dure la concesión, y las personas vivas más jóvenes podrán ‘reservar’ su espacio (25 años máximo) para que sus restos descansen en la iglesia de su elección.

Ahora bien, este nuevo diseño incorporará un nuevo elemento: tecnología. El próximo reto se encuentra en incorporar códigos QR en los nichos para tratar de recordar la vida del fallecido con imágenes y vídeos que puedan ayudar al acompañamiento de sus seres queridos.

Propias
El funcionamiento es sencillo: se coloca el dispositivo electrónico frente al código QR incorporado en el nicho, y mediante la aplicación correspondiente, permite el acceso a un sistema personalizado, en el cual se podrá ver el contenido que el finado o sus seres queridos hayan incorporado.

La idea cada vez está seduciendo a más parroquias en nuestro país, y de momento, parroquias de provincias como Alicante, Valencia, Madrid, Salamanca o Barcelona ya se han inscrito en esta nueva modalidad. Ahora bien, todo indica que, por ahora, los funerales seguirán siendo relativamente tradicionales.