Panasef recibirá la Medalla de Plata de la Comunidad de Madrid (Revista Funeraria)

31 marzo, 2021

Panasef, en representación del sector funerario, recibirá la Medalla de Plata de la Comunidad de Madrid el próximo 2 de mayo. Así lo ha anunciado la Consejera de Presidencia de la Comunidad de Madrid, Dña. Eugenia Carballido, al presidente de la entidad, D. Juan V. Sánchez-Araña.
“Desde Panasef le hemos agradecido este reconocimiento en nombre de todos los profesionales que formamos parte del sector funerario. Creemos que es un reconocimiento importante para el colectivo funerario que tan buen trabajo ha realizado y sigue realizando durante la pandemia“.

La Medalla de la Comunidad de Madrid se otorga como reconocimiento a los méritos de las instituciones, personas físicas o jurídicas que se hayan destacado por su servicio a la misma desde cualquier ámbito de la actividad. Esta condecoración consta de dos categorías: Oro y Plata.


I Observatorio Funexpo: analizando la labor social de los servicios funerarios (El Español)

El Español, Invertia y FUNEXPO Madrid organizan un simposio que se celebrará del 8 al 11 de junio de 2021 en Madrid.
31 marzo, 2021 11:18
EVENTOS EL ESPAÑOL

El Español, Invertia y Funexpo Madrid organizan un simposio, que se celebrará durante cinco días en Madrid, del 8 al 11 de Junio de 2021. Al evento, asistirán como ponentes, autoridades nacionales y locales, además de directivos de distintas compañías. El ciclo se retransmitirá en directo desde las Home de El Español y de Invertia.

La industria funeraria agrupa a más de 1.400 empresas en nuestro país, representa el 0,13% del PIB de España -hasta un 0,32%si se contabiliza la actividad de las aseguradoras relacionadas con los seguros de decesos- y emplea a 12.000 personas.  Un sector que tiende a modelos de gestión más profesionales y eficientes.

Se espera que el mercado global de servicios fúnebres experimente un crecimiento significativo durante los próximos años, debido principalmente a la transformación digital en la que está inmerso, así como al desarrollo de los medios tecnológicos que se están llevando a cabo.

Un sector resiliente

La pandemia sufrida por la Covid-19 ha demostrado la resilencia de este sector, que se ha visto fortalecido en medio de la emergencia por la capacidad de prestación de sus servicios, la aplicación de las normas de bioseguridad y la suficiencia para atender las necesidades del país en medio de la contingencia.

El sector funerario está avanzando a una indudable profesionalización para adaptarse cada vez más a la evolución de la sociedad.

El Observatorio organizado por EL ESPAÑOL y Funexpo Madrid, cuyo discurso inaugural correrá a cargo del director de El Español, Pedro J. Ramírez, y presidido por Mª Dolores Asensi, expondrá sobre las mesas de debate, todos los desafíos a los que se enfrenta el sector funerario, así como servirá de plataforma de intercambio de conocimientos, experiencias y unión entre los profesionales, pero también tiene como objetivo el acercamiento a la sociedad civil.

El evento está llamado a convertirse en un referente internacional, apostando por la profesionalización, la integridad, la innovación y el medioambiente.

La actual crisis sanitaria ha puesto de manifiesto la importancia del duelo, la trascendencia de la labor social que realizan los servicios funerarios… Del mismo modo, ha evidenciado las carencias en cuanto a la comunicación de servicio a la sociedad, la complejidad de las normativas en el ámbito jurídico y financiero, la implantación imperiosa de las nuevas tecnologías, etc.

Durante los cinco días que dura el simposio, se desarrollarán mesas redondas en las que se contará con expertos en las diversas materias como Alan Wolfelt, Luis María Cazorla y Ricardo García, entre otros, que compartirán mesa con directivos de distintas compañías, como Juan Rodríguez (Grupo Albia), Miguel Brotons (Grupo ASV) y Fernando Sánchez (SFM) quienes expondrán los aspectos más candentes.

Debates en torno al Ordenamiento jurídico y financiero en materia funeraria; El sepelio ante los sentimientos religiosos; ¿Por qué son necesarios los funerales significativos?, La transformación digital de los servicios funerarios, El papel de los medios de comunicación en torno al duelo y su influencia en la opinión pública; Los servicios de salud y la despedida; y La sostenibilidad del sector. Además de Conferencias técnicas en las que intervendrán especialistas en las diversas materias.


El sector funerario asturiano exige al Principado que vacune al sector contra la COVID-19 (20 Minutos)

20M EPNOTICIA31.03.2021 – 13:43H

La Asociación de Empresarios de Servicios Funerarios de Asturias, (Aesfa) ha mostrado este miércoles su descontento y preocupación por estar considerado el sector como colectivo prioritario en el Plan de Vacunación contra la COVID-19.

Reclaman poder ser vacunados cuanto antes, coincidiendo con el sentir del colectivo de profesionales de funerarias y crematorios a nivel nacional, que están viendo cómo no se les está teniendo en cuenta a la hora de vacunar.

«Tanto las empresas como los trabajadores no comprendemos los motivos por los cuales la Administración del Gobierno del Principado de Asturias no lleva a cabo las gestiones oportunas para que este sector empresarial sea receptor de dichas vacunas», han lamentado desde Aesfa.

Afirman que han expuesto su problemática desde hace tiempo a las autoridades asturianas, tanto a Presidencia del Principado como a la Dirección General de Salud Pública. Pero la respuesta es la misma siempre y les dicen que se atienen a la Estrategia Nacional de Vacunación.
Pero Aesfa dice que en Cataluña y Madrid ya están vacunando al personal funerario, y otras como Aragón, Navarra o La Rioja ya están recopilando información sobre el personal para organizar la administración de las dosis en el colectivo.

«No entendemos qué circunstancias a mayores se tienen que dar en nuestro día a día para ser considerados personal susceptible de ser vacunados. A saber, manipulación directa de personas fallecidas por COVID-19 tanto en domicilios, residencias u hospitales o el contacto directo con familiares también contagiados en los domicilios de las personas fallecidas son claros ejemplos de nuestro nivel de exposición al virus», argumentan.

Explican así que el grado de exposición al virus es muy alto en el sector. «¿Se ha parado a pensar que ocurriría si por un motivo de salud de nuestro personal se paraliza la actividad funeraria en Asturias en un momento determinado?», es la preguntan que lanzan al Gobierno asturiano.

«Aunque no se nos reconozca, al igual que otros colectivos hemos sido parte fundamental en la gestión de esta pandemia desde su comienzo y en ningún momento hemos escatimado en medios tanto humanos como materiales para proteger la salud de nuestro personal como de las familias que confiaron en nuestras empresas en unos momentos tan duros», han señalado.

Por todo ello, reclaman que se les considere de una vez personal esencial en el proceso de vacunación. «Nos preocupa la salud de nuestro personal y de las familias a las que nos debemos», han insistido, antes de reiterar «indignación y descontento» por una gestión «del todo nefasta» por parte de las autoridades competentes hacia su sector.


El Grupo Bergantiños invertirá 600.000 euros en el tercer crematorio de la Costa da Morte (La Voz de Galicia)

Va a ser construido en Cee y se sumará a los ya existentes en Carballo y A Laracha. Para la zona suroeste de la comarca, será la primera instalación de este tipo
BASILIO BELLO

MARTA LÓPEZ
CARBALLO / LA VOZ 02/04/2021 05:00 H
El Grupo Bergantiños avanza en los trámites para construir el que será el primer crematorio de la zona suroeste de la Costa da Morte y el tercero de la comarca, sumándose a los que ya están en funcionamiento en Carballo y A Laracha. El lugar elegido por el grupo funerario es el polígono industrial de Cee y, con la licencia municipal ya concedida, en cuestión de semanas esperan poder empezar con la construcción del inmueble.

El edificio constará de una sala de velación convencional y de otra habilitada para que los familiares puedan asistir a la cremación si lo desean. La inversión económica que hará el grupo en este proyecto, estima el fundador, Manuel Pombo, rondará los 600.000 euros.

Además de para convertirse en el centro de referencia para las comarcas de Fisterra y Soneira -cuyos vecinos tienen que desplazarse ahora hasta Carballo o A Laracha- la empresa se ha decidido a dar el paso dado el aumento de la demanda de este servicio. Según Pombo, si hace unos meses la cremación se elegía para un 8 % de las defunciones, ahora la cifra puede rondar «o 10 %». Comodidad y aspecto económico, recoge el empresario, son los motivos que suelen alegar las familias que optan por esta alternativa

Movimiento

Este nuevo proyecto se suma a otros ya en marcha en el parque empresarial ceense, que comienza a coger impulso tras años de parálisis. La semana pasada, sin ir más lejos, se firmó el acta de replanteo para que Búa Construcciones y Servicios inicie los trabajos de su nueva nave tras invertir 113.630 euros en una parcela de 1.897 metros cuadrados, mientras que Sogama se ha hecho también con terrenos en el polígono con la idea de trasladar allí la planta de transferencia que tiene en Monte do Son. Según dio a conocer la Suelo Empresarial del Atlántico, entidad gestora del parque, la sociedad pública ambiental adquirió dos parcelas que suman 2.370 cuadrados y a un coste de 135.104,25 euros más IVA.

Para contribuir a la dinamización del polígono ceense, el Concello inició esta semana los trabajos de sustitución del alumbrado exterior, que presentaba bastantes deficiencias después de que unos ladrones se llevasen hace años cable de cobre de las instalaciones.


La vacunación olvida a los funerarios: «Hacíamos cola para recoger muertos» (El Confidencial)

Estos profesionales se quejan de no haber sido incluidos en el grupo para recibir las vacunas tras los sanitarios. «Hay residencias a las que hemos tenido que ir hasta tres veces al día»
Dos trabajadoras funerarias trasladan féretros durante la primera ola. (EFE)
Por Pablo D. Almoguera. Málaga
03/04/2021 – 05:00

Antonio Núñez lleva 19 años trabajando con la muerte. Aún recuerda con nitidez su primer cadáver. Una víctima de un accidente de tráfico. Se sorprendió de que no le impactara como había imaginado, a pesar de que “me mareaba cuando veía sangre”. “Pero mi mentalidad era que si mi compañero podía, yo debía hacerlo igual”. La progresiva caída de la textil Cortefiel agudizó su instinto de supervivencia y pasó de dirigir la empresa de transporte de su padre a ser funerario. Una profesión a través de la que ha palpado a diario la devastación de la pandemia —“hacíamos cola en las residencias y los hospitales para recoger muertos”—, pero que las autoridades han situado en la retaguardia del programa de vacunación. Una circunstancia que está movilizando al sector con la presentación de numerosos escritos para que se les consideren un eslabón más de la cadena del sistema sanitario.

Pasada la cincuentena, la experiencia ha hecho callo en este malagueño que ha visto prácticamente todas las formas en las que se puede apagar una vida: “Ahogados, quemados, tiroteados, apuñalados, enfermos, accidentados…”. “El caso que más me impresionó fue el asesinato de un niño de 18 meses en la barriada de Las Flores”, confiesa, pero desde entonces nada como lo vivido desde febrero de 2020: “El año que más muertos he recogido de toda mi vida profesional”. “Las funerarias hacíamos cola en las residencias de ancianos y en los hospitales”, recuerda.

Tres olas de covid-19 no reducen el atasco para entrar en las residencias
María Zuil Darío Ojeda
“La gente no es consciente de lo que ha sido esta pandemia”, afirma con rotundidad; “hay residencias a las que hemos tenido que ir hasta tres veces al día”. “Y era como en las películas. Tenías que pasar por una habitación protegida con cortinas de plástico en la que te rociaban con un difusor desinfectante y pasar por una alfombra limpiadora”. Entre los funerarios la conocían como “la zona sucia”. Al otro lado: muerte, miedo y desesperación.

El 20 de marzo del pasado año fue la primera vez que se puso un EPI para recoger un cadáver. Acostumbraba a llevar doble guante –manía personal– y en los escenarios de muerte judicial eran habituales los patucos de plástico. Aunque eso era otro nivel. “Sobrecogía cuando entrabas a un dormitorio donde había fallecido una persona con covid-19 y veías a todo el mundo con los trajes”, señala, para explicar que cada cuerpo se introducía en “un sudario estanco que se desinfectaba cuando lo metíamos en el ataúd, que era posteriormente precintado y vuelto a desinfectar”.

«La gente no es consciente de lo que ha sido esta pandemia, hay residencias a las que hemos tenido que ir hasta tres veces al día»

Desde ese día apenas se lo ha quitado, incluso cuando van a recoger a un fallecido del que tienen certeza absoluta de que no ha sucumbido al coronavirus. Una medida de precaución que le ha permitido percibir cómo en algunas familias se percibe el covid-19 con cierta sensación de estigma. “No quieren sentirse como unos apestados” y “algunos nos piden que no llevemos el EPI”, pero “les explicamos que no es por el fallecido, que es por protegerlos a ellos, ya que solemos estar en zonas de mayor riesgo de contagio como los centros sanitarios o las residencias”.

Antonio reconoce que ha sentido “miedo” y que “ibas asustado” cada vez que recibía una aviso para trasladar a un muerto por coronavirus, “pero era mi trabajo”. Un trabajo de riesgo esencial, básico, desapercibido. Por eso no entiende que de estar en la primera línea de lucha contra la pandemia han sido desplazados a la cola en el programa de vacunación.

Antonio Núñez, junto a un compañero
Reconocimientos… pero sin vacunas
El sector de las funerarias, tras una comunicación del Servicio de Planificación y Evaluación Asistencial de la Delegación Territorial de Salud y Familias de la Junta de Andalucía en Málaga, en la que se le informaba de que no era considerado personal del ámbito sanitario y la investigación, remitía el 10 de marzo una carta al consejero del ramo, Jesús Aguirre, para reclamar que sus trabajadores fueran considerados prioritarios en el programa de vacunación.

La Asociación de Funerarias de Málaga replicaba la explicación inicial y defendía que estos empleados debían ser incluidos en el grupo de “alto riesgo”, ya que realizan tareas como “transitar por dependencias de hospitales que están catalogadas como zonas covid, acudir a las habitaciones del difunto a retirarlo en camilla o estar en focos de contagio como son los geriátricos de la provincia”.

“Igualmente ocurre con las recogidas judiciales, que acompañamos a los forenses y realizamos las recogidas junto con las fuerzas de seguridad”, describía a Aguirre, al que “le rogamos, tanto por el bien de nuestro personal como por la sociedad en general, se incluya a nuestro personal en este segundo calendario de vacunación”. “Somos el último eslabón de la cadena de salud pública y debemos ser considerados dentro del sector sanitario”, concluía la misiva.

«Somos el último eslabón de la cadena de salud pública y debemos ser considerados dentro del sector sanitario»

El 24 de marzo era CCOO quien registraba un escrito dirigido al delegado territorial de Salud y Familias, Carlos Bautista, en el que incidía en esta argumentación y donde recordaba: “Entendemos que realizamos funciones esenciales y de riesgo, es por lo cual que le solicitamos ser vacunados lo antes posible frente al coronavirus”.

Un día antes, la Asociación Nacional de Servicios Funerarios subía a sus redes sociales el siguiente post: “El Gabinete de la Presidencia del Gobierno agradece a los profesionales #funerarios la gran labor realizada durante la pandemia. Esperemos que las palabras se conviertan en hechos y que todos los profesionales funerarios sean vacunados contra la #Covid”. Un mensaje que pone de relieve un malestar generalizado en todo el país entre unos empleados que no entienden la actitud de las administraciones.

“Se pasan la pelota de uno a otro”, denuncia Antonio Núñez, que no encuentra ninguna explicación lógica al hecho de que aún no hayan sido inmunizados. “Seguro que nos vacunan antes por la edad que por estar desde el primer día peleando con esta pandemia”.


Funespaña propone tres cuentos para ayudar a los niños a afrontar la muerte en tiempos de pandemia (Heraldo)

La primera de ellas se titula ‘¡Me muero de chicle!’, de Laura Arnedo, una obra que transmite con lenguaje sencillo la percepción de la muerte para un niño, consiguiendo hacer una descripción de las emociones.
NOTICIAACTUALIZADA 3/4/2021 A LAS 10:56
EUROPA PRESS

Funespaña ha puesto a disposición de las familias tres cuentos recomendados por expertos y psicólogos para ayudar a los niños a afrontar la muerte de un ser querido en tiempos de pandemia, y ofrece una serie de consejos como ser sinceros con los menores y adaptar el lenguaje a su madurez.

La doctora en psicología clínica y de la salud colaboradora de Funespaña Silvia Álava Sordo, recomienda «educar desde la edad temprana para establecer unas pautas psicológicas saludables de la relación de los niños con la muerte».

Con el objetivo de establecer herramientas docentes de ayuda para mostrar a los niños la realidad de la muerte como parte del ciclo de la vida, la Revista Adiós Cultural, editada por Funespaña, convoca cada año un concurso de cuentos infantiles. Funespaña ha subido tres de estas obras originales a Internet para ponerlas a disposición de todas las familias que lo deseen, de forma gratuita.

La primera de ellas se titula ‘¡Me muero de chicle!’, de Laura Arnedo, una obra que transmite con lenguaje sencillo la percepción de la muerte para un niño, consiguiendo hacer una descripción de las emociones. La historia está narrada por una niña y subraya la igualdad a través de un lenguaje inclusivo.

Otra de las obras es ‘Pim, pam, pim, pam’, de Virtudes Olvera, que en su relato intenta «poner de manifiesto esa necesidad de no huir de lo desagradable», y ofrece algunos consejos como dosificar la información dependiendo de su madurez; «tratarles con el respeto que merecen, sin insultar su inteligencia», o educarles «en un amor por la vida» y «en un no olvidar a los que les precedieron».

El tercer libro recomendado se titula ‘Calimero y mi tía, la de las gallinas’, de May Flores Manzano, cuya idea nació de la pérdida del hámster de sus sobrinos quienes, en un principio, aún guardaban la esperanza de que el animal solo estuviera muerto por un corto periodo de tiempo, como ocurre a menudo en los dibujos.

Además, desde Funespaña ofrecen algunos consejos para ayudar a los niños a afrontar el duelo. En primer lugar, recomiendan decírselo según se recibe la noticia frente a la creencia generalizada de que es mejor no contárselo para «ahorrarles el sufrimiento». «Verán tristeza, llantos y malos ratos alrededor; hay que explicarles lo ocurrido para no generarles incertidumbre, algo que no van a saber gestionar», explican.

Asimismo, invitan a ponerse a su altura y tratarlo con naturalidad, empatizando con sus emociones, mirándoles a los ojos. «Es bueno que vean las emociones reales, por lo que no hay que aparentar o aguantar el tipo», señalan.

Además, aconsejan adaptar el lenguaje en función de su edad. «Generalmente, los niños son muy buenos recogiendo y captando información, sin embargo, por su propio desarrollo cognitivo, evolutivo y madurativo, no siempre lo entienden bien», explican.

También sugieren ser «sinceros» en las repuestas pues los niños tendrán muchas preguntas sobre lo sucedido. «Puede que no sepas o tengas las respuestas. En ese caso, es mejor decir ‘no lo sé’ a inventarnos las respuestas», señalan.

Igualmente, desde Funespaña recomiendan intentar restablecer la rutina porque «les aportará seguridad y confianza». No obstante, precisan que «lo prioritario en este momento es atender a sus necesidades emocionales, interiorizar la pérdida y hacer el duelo de la forma más sana posible».

«Debemos animarlos a expresar sus sentimientos para que sientan nuestro apoyo y gestionarlo de la mejor manera posible. Siempre será una situación difícil, pero en estos momentos en los que no nos podemos despedir, en los que no habrá velatorios y los funerales tienen que aplazarse, es todavía más complicado», comenta Silvia Álava Sordo.


El cementerio de La Planilla contará con videovigilancia para su conservación (Larioja.com)

El Ayuntamiento de Calahorra instalará cuatro cámaras en zonas de la fachada, en el túnel de acceso y en un punto con vistas a todo el recinto

Exteriores del cementerio municipal La Planilla. / I.Á.
I. ÁLVAREZLunes, 5 abril 2021, 13:06

La protección que el nuevo Plan General Municipal confiere al cementerio municipal La Planilla lleva ahora al Ayuntamiento de Calahorra a dar más pasos de cara a su conservación.
Uno de ellos es la redacción de una ordenanza para regular el mantenimiento y cuidado del camposanto con el fin de preservar el patrimonio cultural funerario que allí se encuentra. El Consistorio daba cuenta de ello esta misma semana al anunciar la apertura de una consulta pública para recoger las opiniones de la ciudadanía para redactar el reglamento.

Pero, además de esta medida, el Ayuntamiento está trabajando también en la instalación de un sistema de videovigilancia en el recinto. Una medida que viene justificada, sobre todo, por el hecho de que el cementerio dejó de acoger enterramientos en el año 2003 y desde entonces «permanece la mayor parte del tiempo abierto y sin vigilancia», explica el portavoz del Gobierno municipal, Esteban Martínez. El sistema que se prevé instalar estará compuesto, previsiblemente, de un total de cuatro cámaras. Dos de ellas estarán colocadas en la fachada; una tercera se fijará en el túnel de acceso a las instalaciones; y la cuarta se colocará en un lugar «que ofrezca una vista de todo el recinto», precisa Martínez.

«Control de lo que sucede»
En definitiva, lo que se pretende es «tener un control de lo que sucede en el entorno y mantenerlo vigilado», precisa el portavoz del Gobierno municipal, a la vez que matiza que previamente es necesario «un procedimiento para validar las cámaras». «Cuando todo concluya y esté en orden, se pondrá la señalización de zona videovigilada», concluye.

Por otro lado, las cámaras ofrecerían también vigilancia, frente a posibles actos vandálicos, al mural feminista que el colectivo Unlogic Crew realizó durante el pasado fin de semana en la tapia del complejo deportivo municipal La Planilla como réplica a la obra del barrio madrileño de Ciudad Lineal y que fue vandalizada el 8-M.

El cementerio de La Planilla fue construido en el año 1887. A través de sus sepulturas se pueden encontrar distintos estilos artísticos, como el eclecticismo clasicista, el neogótico, modernismo o racionalismo.


La Empresa Funeraria Municipal (EFM) ha registrado, año a año, un incremento de incineraciones (El Funerario Digital)

Los hornos crematorios de Son Valentí y Bon Sosec de Palma de Mallorca registraron el pasado año 2.595 incineraciones, ello supone un incremento del 11% en relación a años anteriores.

Según Jordi Vilà, gerente de la Empresa Funeraria Municipal (EFM), está relacionada con los casos de covid, y supone 252 cremaciones más que el 2020.

En 2019 fueron 2.343 las incineraciones, un número muy similar a las 2.363 y 2.340 de los dos años anteriores. Según las cifras facilitadas por Vilà. Las incineraciones superan, desde hace algunos años, a las inhumaciones en el cementerio de Palma. El pasado año hubo 2.027 entierros; 1.908 en 2019; 1.997 en 2018 y 2.055 en 2017.

A mediados del mes de junio de 2019, Jordi Vilà ya manifestó la necesidad de que Palma habilitase un cuarto horno crematorio para poder cubrir la demanda de incineraciones que evidenciaban un notable incremento.

La Empresa Funeraria Municipal (EFM), tiene previstas mejoras en el cementerio de Palma por más de 900.000 euros durante los próximos años.

En el año 2016 comenzó una reforma interior de la zona más antigua y de la que hasta ahora se ha ejecutado la primera de tres fases. Con estas obras, se han abierto viales y se ha aumentado la seguridad para todas las personas que visitan el cementerio.


El Ayuntamiento busca nueva empresa para los cementerios de Almería por 24,5 millones y 15 años (Diario de Almería)

Aprueba la licitación en cumplimiento de la sentencia de 2015 que anuló la concesión a la actual empresa e incorpora en el nuevo contrato mejoras como iluminación en todos los camposantos, baño adaptado o la reforma completa del de Cabo de Gata
La concejal de Servicios Municipales, en una visita al cementerio de San José y Santa Adela La concejal de Servicios Municipales, en una visita al cementerio de San José y Santa Adela
REDACCIÓN06 Abril, 2021 – 17:19h

El Ayuntamiento de Almería ha aprobado, en Junta de Gobierno Local, el expediente de contratación para la concesión de los servicios de cementerios, tanatorio y crematorio en el municipio de Almería, con un valor estimado de licitación de 24.566.741,60, IVA excluido, y un plazo de quince años, prorrogable dos más dos años. La propuesta incluye la aprobación del pliego de cláusulas administrativas particulares, regulador de este contrato de concesión, así como el pliego de prescripciones técnicas.

Con este nuevo contrato el Ayuntamiento vendrá a prestar, mediante el sistema de concesión, los servicios funerarios que engloba la gestión de los cinco cementerios repartidos por el término municipal (San José y Santa Adela, Cabo de Gata, El Alquián, La Cañada de San Urbano y Cuevas de los Medina), así como de las instalaciones del tanatorio-crematorio ‘Sol de Portocarrero’. El contrato se adjudicará por procedimiento abierto, procediéndose a la publicación del correspondiente anuncio de licitación en el Diario Oficina de la Unión Europea y en el Perfil del Contratante de la Junta de Gobierno Local de la Ciudad de Almería, señalándose un plazo para la presentación de proposiciones de 30 días naturales.

La concejala de Servicios Municipales, Sacramento Sánchez, ha explicado que a lo largo del periodo de concesión “la inversión prevista en la mejora de las instalaciones de cementerios municipales se estima en casi un millón de euros” incluyendo, como parte del valor de mejora en las instalaciones y equipamientos necesarios a incorporar en el tiempo de vigencia del contrato, la reparación e impermeabilización de cubiertas de nichos existentes, la instalación de iluminación en todos los cementerios y la construcción de nuevas series de nichos o la instalación de baños adaptados a personas con movilidad reducida, en respuesta a la demanda existente.

Así, planteada como una actuación a realizar durante los ocho primeros años de la concesión, atendiendo en primer lugar necesidades más urgentes, se llevarán a cabo labores de reparación e impermeabilización sobre unas series de nichos afectados por filtraciones de lluvia.

Una de las principales actuaciones a llevar a cabo será también la instalación de iluminación en todos los cementerios. Como ha explicado Sánchez, “tan solo el cementerio de Almería posee iluminación en la entrada y alguna calle principal, mientras que el resto de cementerios no dispone de iluminación, por lo que en invierno el horario de acceso se reduce notablemente”. La dotación de un sistema de iluminación permitirá “ampliar el horario de funcionamiento, además de mejorar con ello las condiciones de seguridad y vigilancia en los cementerios”.

El plan de inversiones remarca además la “obligatoriedad” en la disposición de unidades de enterramiento en formato de nichos, “a pesar de que la tendencia indica, en los últimos años, un aumento considerable de incineraciones en detrimento de la inhumación”, ha subrayado la concejala de Servicios Municipales, matizando que “si bien la empresa tiene la obligación legal de disponibilidad para una demanda de seis meses, dicha demanda se analizará a un año vista”.

Además, como propuestas de inversión para las distintas instalaciones, sujetas a la selección y supervisión municipal, se han incluido mejoras en la maquinaria, común a todos los cementerios, mobiliario y jardinería, además de reparaciones específicas referidas a cada uno de los camposantos del término municipal, todo ello de acuerdo al plan de inversiones previsto a realizar en el desarrollo de la concesión.

Entre esas propuestas se ha incluido el arreglo del Patio San Rafael, la restauración de la zona de panteones, la reforma y consolidación de la Cruz de los Caídos o el estudio de mejora de acceso por la zona norte, en el caso del cementerio de San José; la construcción de 32 nichos, en el cementerio de La Cañada; la demolición de nichos expedientados y la construcción de nuevos en su lugar, en el caso del cementerio de El Alquián; diferentes mejoras y arreglos en el cementerio de Cuevas de Los Medina y un proyecto para la reforma completa del cementerio de Cabo de Gata.

Cumplimiento sentencia

Como ha explicado Sacramento Sánchez, la licitación de la nueva concesión viene a dar cumplimiento, por parte del Ayuntamiento, de la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), en febrero de 2015, anulando el acuerdo de la Junta de Gobierno Local, de fecha 5 de abril de 2010, por el que se adjudicaba definitivamente a la mercantil ASV FUNESER, S.L., el contrato para la gestión del servicio público, en la modalidad de concesión administrativa, para la explotación del servicio municipal de cementerios, tanatorio y crematorio en el municipio de Almería, añadiendo en dicho contrato la prestación de los servicios de tanatorio y crematorio, que no se prestaban con anterioridad por el Ayuntamiento de Almería.

Ha recordado la edil que, a efectos de ejecutar el fallo de la citada sentencia, en julio de 2016, también en Junta de Gobierno Local se acordaba “iniciar un nuevo expediente administrativo de contratación del servicio público municipal de cementerios, tanatorio y crematorio” por tratarse de un contrato cuya celebración respondía a una necesidad “inaplazable” por razones de interés público.

“Un complejo y dilatado expediente”, ha reconocido la edil popular, que llevaba incluso al consistorio a la contratación de un asesoramiento jurídico-económico “solvente y especializado” en la contratación de los servicios públicos de cementerios, tanatorio y crematorio, justificando dicha contratación “en la naturaleza y complejidad de este contrato, a nivel económico y jurídico, como se ha demostrado por lo sucedido en el trámite y adjudicación de la anterior concesión”.


El Ayuntamiento de Sant Fruitós busca una nueva zona donde ubicar el futuro tanatorio (Funerario Digital)

Destacados / Noticias

8 abril, 2021

El Ayuntamiento de Sant Fruitós busca una nueva zona donde ubicar el futuro tanatorio
El Ayuntamiento de Sant Fruitós de Bages (provincia de Barcelona) ha iniciado los primeros pasos para disponer de un tanatorio en una zona del pueblo donde se pueda acceder a pie.
La propuesta se encuentra en fase de inicio pero el Ayuntamiento ya ha solicitado a los servicios técnicos municipales, que busquen posibles espacios dentro del núcleo urbano donde se pueda ubicar el futuro tanatorio, que únicamente contará con salas de vela.

Resulta evidente que si el tanatorio se sitúa dentro del pueblo y no en el cementerio o en un polígono cercano, no podrá disponer de horno crematorio, como contemplaba el anterior proyecto que debía ejecutar la empresa Eternam Serveis Funeraris, y que no llego a buen puerto por incumplimiento de la empresa concesionaria.

El proyecto de Eternam se basaba en un complejo funerario que ocupaba, según el anteproyecto, 11.000 m2 construidos junto al actual cementerio municipal y que disponía de tanatorio con crematorio.

Desde el Consistorio aseguran que no se trata de un tema urgente, pero “tenemos que trabajar para que el futuro tanatorio no se demoré mucho más tiempo”.

A día de hoy el proyecto presentado por la empresa adjudicataria Eternam Serveis Funeraris, ya debería de ser una realidad. Eternam recibió la licencia para iniciar las obras de construcción del complejo de servicios funerarios con tanatorio y crematorio el 14 de junio de 2019. Según las condiciones contractuales, disponían de un período de tres meses para comenzar los trabajos de construcción, y finalizar en un plazo de quince meses. Aparte de la construcción del nuevo complejo, la empresa también debía hacerse cargo de la gestión y el mantenimiento del actual cementerio.

Dieciséis meses después de que se les otorgara la licencia de obras y la licencia ambiental, la empresa Eternam, no había iniciado ninguna de las obras que figuraban en el contrato que firmaron, por ello el Ayuntamiento de Sant Fruitòs en octubre de 2020, inició el procedimiento de resolución del contrato con la empresa Eternam Serveis Funeraris por “incumplimiento contractual”.


Un 10% de su personal en Salamanca se ha contagiado. Los funerarios piden que se les considere “primera línea” (La Gaceta de Salamanca)

Sacyl responde que tendrán que esperar
A.B. /
SALAMANCA /
08 ABR 2021 / 08:55 H.

El sector funerario de Salamanca pide que se le considere “primera línea” y que no se espere a vacunarles por las franjas de edad, como ha respondido la Junta de Castilla y León a varias peticiones realizadas por funerarias salmantinas. “Estamos de acuerdo en que los trabajadores de funerarias y cementerios públicos están muy expuestos a la infección por covid, pero el número de dosis es limitado y es necesario establecer un orden teniendo en cuenta los criterios de igualdad y dignidad de derechos, necesidad, equidad, protección a la discapacidad y al menor, beneficio social y reciprocidad”.
De hecho, en otras comunidades sí se ha comenzado a vacunar al personal de servicios funerarios, como ha ocurrido en Madrid donde ya se ha empezado a administrar las dosis a los trabajadores de la empresa concesionaria del servicio municipal de cementerios o en Cataluña donde ya se está aplicando la segunda dosis a los profesionales de uno de los sectores más afectados por la pandemia, sobre todo durante la primera ola. La Comunidad de Madrid fue la primera y se adelantó a Cataluña al incluir a los trabajadores funerarios en la fase de vacunación que arranca ahora. El gobierno autonómico de Isabel Díaz Ayuso informó a principios de febrero de que el personal de empresas de final de vida pasa a la fase II del Plan de Vacunación contra el Covid-19, algo que la patronal nacional quiere que ocurra en el resto del país.

Así lo pidió la Asociación Nacional de Servicios Funerarios (Panasef) en una nota emitida ayer, en la que se informó que “la Dirección General de Salud Pública de la Comunidad de Madrid anunció que los profesionales funerarios estarán incluidos en la II Fase”.

El sector calcula que al menos se han producido 6 contagios en un colectivo que no es muy numeroso compuesto de aproximadamente 50 personas, lo que supondría el 12% del personal en Salamanca que podría haberse contagiado. Piden que se les ponga al mismo nivel de farmacéuticos, veterinarios, psicólogos o dentistas que ya están vacunados.

“A nosotros nos toca meter los cuerpos en los dos sudarios, como está fijado, a veces nos entregan los cuerpos en los hospitales o en las residencias con el sudario y las pertenencias metidas dentro y luego nos toca abrirlos y sacarlas para dárselas a los familiares”, pone como ejemplo de situaciones de riesgo el presidente de la asociación profesional de funerarios, Aesprof. Se ha dirigido a todas las Comunidades Autónomas, al Congreso y al Senado para que se les tenga en cuenta.


El 80% de las contrataciones online de servicios funerarios las realizan hijos para sus padres (Murcia.com)

Fuente: Agencias
El gran incremento de la mortalidad entre las personas de la tercera edad provocado por la crisis sanitaria ha hecho que crezca la preocupación de los hijos que tienen padres y madres de edades avanzadas

Cada vez existe más previsión y planificación para dejar las cosas solucionadas antes de que falte un ser querido, según expertos

El nuevo concepto de compra anticipada que facilita la adquisición online de servicios funerarios en vida, ha encontrado su público objetivo en hijos que adquieren estos servicios para sus progenitores

La crisis sanitaria provocada por la Covid-19 ha dejado datos arrolladores de mortalidad entre las personas de la tercera edad, más de 29.000 personas murieron en residencias de todo el país durante la primera ola, según datos aún provisionales del Gobierno. Este hecho, ha ocasionado un aumento de la preocupación de los españoles cuyos padres y madres tienen una edad avanzada, y muchos de ellos han decidido dejar las cosas solucionadas antes de que estos falten. Como consecuencia de esta difícil situación, se ha producido un cambio de tendencia en cuanto a planificación. La empresa Electium Smart, que ofrece la adquisición en vida de servicios funerarios a través de Internet, ha visto aumentada la demanda de sus productos de hijos para sus padres, que ahora mismo representan el 80% de sus clientes.

“Durante este año hemos aprendido muchas cosas y una de ellas es que es mejor afrontar las situaciones complicadas y dejarlas solucionadas antes de que ocurran. Llegada una edad debemos ir pensando en ello, no solo por nuestra tranquilidad también por la de los nuestros.” afirma Christian Gimeno, responsable del proyecto. La emergencia sanitaria ha puesto en manifiesto la situación de vulnerabilidad en la que se encuentran nuestros mayores y la responsabilidad que esto conlleva para sus seres queridos.

Las edades comprendidas entre los 50 y 70 años componen la franja de edad en la que se encuentra la mayoría de los madrileños que adquieren este tipo de servicios para sus progenitores, cuyas edades oscilan entre los 70 y 90 años. Esta solución aparece como alternativa en una sociedad en la que aproximadamente el 30% de la población fallece sin tener un servicio funerario previamente contratado y dejando, por tanto, a la familia a cargo de los trámites y del alto coste económico que conlleva su fallecimiento.

El portavoz explica que, «mediante este servicio, la familia no tiene que tomar decisiones en un momento con muchísima carga emocional y puede solucionar todo a través de una simple llamada”. Además, frente a los servicios tradicionales del sector funerario, este no tiene por qué ser utilizado por misma la persona que lo adquiere, pudiéndose transferir a quien se desee, en cualquier momento, sin ninguna limitación y según necesidades.

“Es la mejor forma de que los hijos puedan dejar solucionadas las necesidades de sus progenitores de forma anticipada y olvidar esa preocupación. El objetivo es llegar al máximo de población, ayudando a las personas haciendo más accesible la adquisición de este tipo de servicios.» asegura Gimeno.

Electium by Memora Grupo Mémora tiene su origen en la agrupación de un conjunto de funerarias, algunas con más de 100 años de existencia, que aportan al grupo toda su experiencia en el sector. A lo largo de los últimos 25 años, y tras sucesivas incorporaciones al grupo, Mémora se ha consolidado como la mayor empresa del sector funerario en la Península Ibérica.

Gestiona cerca de 50.000 servicios funerarios a través de sus más de 135 tanatorios, 34 crematorios y 35 cementerios. Más de 12000 personas han confiado en Electium para dejar todo solucionado en un futuro.


Diputación redactará el proyecto de tanatorio de La Barca de la Florida (Diario de Jerez)

Javier Pizarro y Alejandro López analizan el estado de las obras del Profea

R.D.Jerez, 08 Abril, 2021 – 18:33h
El diputado Javier Pizarro Ruiz, ha mantenido una reunión con el alcalde de La Barca de la Florida, Alejandro López Valenzuela, que ha servido para hacer seguimiento de las diferentes actuaciones que su área, la de Cooperación y Asistencia a Municipios, está emprendiendo en esta entidad local autónoma y para que el alcalde pudiera plantear algunas de las necesidades que detecta.

En este apartado el alcalde ha pedido la asistencia de la Diputación para contar con una nueva infraestructura de servicio público en la localidad: un tanatorio municipal. Javier Pizarro se ha comprometido a encomendar al servicio de Arquitectura del Área la redacción del proyecto técnico que sirva de base para que este equipamiento se materialice.

El diputado y el alcalde han analizado el estado de las obras del Profea que se están ejecutando en la localidad, consistentes en la reparación de varias calles y centros educativos. El total de estas obras alcanza una inversión de 125.519,60 euros, que propicia la contratación de 53 personas y 691 jornales durante los 4 meses en que se estarán ejecutando.

Además se han revisado otras asistencias o mejoras susceptibles de ser emprendidas con el apoyo de la Diputación en materia de reparaciones, infraestructuras o asesoramiento técnico para favorecer la coordinación política entre ambas administraciones.


Ciudadanos pide la vacunación del sector funerario y el reconocimiento como «servicio esencial» (Cadena Ser)

La Asociación de Empresarios de Servicios Funerarios de Asturias ha lamentado la actitud del Gobierno regional y ha recordado que en comunidades como Madrid o Cataluña ya se les está aplicando la profilaxis

Asturias cuenta con 40 empresas de servicios funerarios que aglutinan a cerca de 350 trabajadores. / Getty Images

JOSU ALONSO
Asturias
08/04/2021 – 22:58 h. CEST

Uno de los sectores que ha quedado excluido de la estrategia nacional de vacunación es el relacionado con los servicios funerarios. En la actualidad, Asturias cuenta con 40 empresas que aglutinan a 350 trabajadores. Por ello, Ciudadanos ha anunciado que ha registrado una proposición no de ley en la Junta para instar al Gobierno a que priorice al colectivo de los trabajadores de los servicios funerarios en el proceso de vacunación del Principado, sin esperar al criterio general de vacunación por edad. Su diputado, Luis Fanjul, ha apuntado que la reclamación del sector «es más que legítima».

Desde la Asociación de Empresarios de Servicios Funerarios de Asturias han apuntado que «aunque no se nos reconozca, hemos sido parte fundamental en la gestión de la pandemia desde el minuto cero». Su presidente, Daniel Iglesias, ha explicado que se han puesto en contacto en varias ocasiones con el Ejecutivo obteniendo siempre la misma respuesta: el plan de vacunación. Iglesias ha recordado que en comunidades como Madrid o Cataluña estos trabajadores ya están recibiendo la vacuna».

Los empleados de estas empresas se preguntan qué ocurriría si una funeraria tuviese que cerrar sus puertas por un contagio por coronavirus.