En la última  Junta de Accionistas de Funespaña celebrada en Madrid el pasado 21 de junio, la compañía ha presentado  el ‘proyecto Árbol’, un nuevo concepto de cementerio que comenzará a implantar la empresa próximamente.

“Dentro del I+D+i y de la preocupación en nuestra empresa por el respeto medioambiental y por la sostenibilidad, durante el pasado ejercicio se desarrolló el proyecto ‘Árbol’ como una alternativa novedosa a los actuales espacios dedicados a depositar las cenizas en los cementerios y del que se desarrollarán proyectos concretos, particularizados, en aquellos centros en los que intervenimos en la gestión y realización de inhumaciones”, comenta Francisco Marco, presidente de Funespaña.

Además de este proyecto, el consejero delegado, Alberto Ortiz, presentó los resultados de Funespaña.

La cifra de negocio de la compañía creció un 3,69% hasta alcanzar los 108,15 millones de euros, y el resultado consolidado ascendió a 5,57 millones de euros, un 17,25% superior al del ejercicio anterior.

Respecto a la actividad, el número total de prestaciones del negocio directo e intermediado alcanzó los 89.919 servicios, lo que supone un incremento del 4,5% sobre 2016.